4 de abril de 2011

Sergei Koroliov, continuador del programa espacial soviético

Por Oleg K.


Después de los años 20, una nueva generación de proyectistas, científicos y entusiastas de la cosmonaútica soviética toma el relevo a Kostantin E. Tsiolkovsky, para realizar con hechos sus proyectos.

Los nombres de estos ingenieros son muchos y muy cualificados, pero entre todos sobresale Sergei P. Koroliov.



Koroliov y Gagarin

Sergéi Pávlovich Koroliov, en ruso Серге́й Па́влович Королёв, nació en Zhytomyr (Ucrania) el 12 de Enero de 1907 y falleció en Moscú el 14 de Enero de 1966. Después de la revolución de Octubre en Odesa, como obrero metalúrgico se interesó por la aviación, y de forma autodidacta realiza ideas sobre vuelos en planeador. En 1923 se afilió al OAVUK (Sociedad de Aviación y Navegación aérea de Ucrania y Crimea). En 1924 diseña su primer planeador denominado K-5.

Siguió su meteórica carrera en Kiev recibiendo clases de ingeniería, física y matemáticas. En Julio de 1926 es aceptado en la Escuela Técnica superior de Moscú. Como compañero tuvo a Andréi Tupolev, otro brillante ingeniero proyectista de futuros aviones. En 1930, se interesa en el desarrollo de motores de propulsión liquida, siendo ya un ingeniero entusiasta junto con su compañero Friedrich Zander de la exploración espacial, así crean junto a otros ingenieros el Grupo de Investigación de Propulsión a Reacción, centro de desarrollo de cohetes de la URSS. Su trabajo es secreto de estado. Publica un ensayo científico de ámbito muy reducido llamado Vuelo en cohete a la estratosfera. En Leningrado se crea el Laboratorio de Dinámica del Gas, que unido al Grupo de Moscú, crearon el Instituto de Investigación de Propulsión a Reacción bajo la responsabilidad del excelente profesor Ivan Kleimenov. Koroliov como proyectista principal, imprimió un carácter férreo, disciplinado y exigente a todo el Instituto, en todos los detalles de las etapas de creación de los cohetes.

Pero la IIª. Guerra Mundial trastorna los planes, el instituto debe ser traslado a retaguardia y desarrollar aviones y artillería coheteril para defenderse de los nazis y ganar la batalla. Del trabajo de los ingenieros, saldrían los excelentes cazas Ilyushin Il-2 "Sturmovik". Fue el mejor avión caza de la Unión Soviética durante la segunda guerra mundial; se fabricaron cerca de 40,000. Era un avión muy avanzado, de estructura de madera pero con cabina y motor blindados, que los hacia muy difíciles de destruir. Los alemanes los apodaban “Muerte Negra”. Como dato complementario, el mejor piloto de este avión fue una mujer, Anna Yegorova, destruyo infinidad de tanques alemanes y aviones de la Luftwaffe. Según Stalin este avión y los Katuyskas salvaron a la URSS, en los primeros años de la derrota.

En 1945, Koroliov recibió la Divisa de Honor, su primera condecoración, por su trabajo en el desarrollo de motores de cohete para aeronaves militares. Ese mismo año fue comisionado por el Ejército Rojo con el rango de coronel. Junto con otros expertos como Mikhail Yangel al finalizar la segunda guerra mundial, viajan hacia la zona Alemana conquistada por el ejercito rojo para estudiar el avance de los V2. Como resultado de sus investigaciones se llevan a la URSS las fabricas completas de cohetes de BMW y PORSCHE, y casi todos los laboratorios importantes de la Alemania nazi, además de 10,000 trabajadores y 2,000 científicos alemanes que trabajaran prisioneros al lado de científicos de la URSS, en el proyecto de cohetes. Los alemanes regresarían en 1954 a la nueva República Democrática Alemana.

De nuevo con carácter secreto se desarrollan a toda velocidad los misiles balísticos, bajo la responsabilidad de Dmitri Ustínov, siendo ya Koroliov como principal diseñador de misiles de largo alcance. La urgencia es crucial. Los EEUU mediante el chantaje nuclear quieren imponer condiciones leoninas a las demás naciones (Conferencias para aceptar el patrón dolar como principal moneda de cambio), a la vez que amenazan con utilizar la bomba atómica. El Grupo de Investigación soviética crean el R1, probado por primera vez en 1947. Poco después nacería el R3. Que venia en dos partes pero seguía mostrando muchas deficiencias, ciertamente podía recorrer 3,000 Km. 10 años después por fin seria funcional el primer ICBM como un desplazamiento de 7,000 Km. con una propulsión que vendría en dos fases.

Pocos días después Koroliov convenciendo a la escuela rusa de ciencias de la importancia de un satélite, logran poner en el espacio el primero “SPUTNIK”. Pronto vendría el siguiente éxito soviético el lanzamiento de la perrita LAIKA primer mamífero en el espacio. Para 1959 habían logrado impactar la luna, y tomar fotografías por primera vez la cara oculta de la LUNA.

En solamente 15 años el sueño de LENIN parecía hacerse realidad, el MARXISMO LENINISMO mostraba ser factible.

1.- habían vencido la ignorancia y el retraso ruso

2.- habían vencido al nazismo

3.- llevaban la ventaja mundial sobre la carrera espacial, nuclear, química, física y militar



Valentina Tereshkova


Y así el 12 de abril de 1961, la URSS colocaba el primer hombre en el espacio, YURI GAGARIN. Poco después en el VOSTOK 6 de 1963 se lanzaría la primera mujer en el espacio VALENTINA TERESHKOVA. Poco despues el grupo diseñó y envió al espacio una nueva y sensacional solución: tres cosmonautas el 12 de Octubre de 1964, que dieron 16 vueltas orbitales. Además, el 18 de Marzo de 1965, a bordo del Vosjod 2, el cosmonauta Alexei Leonov realiza el primer paseo sideral.

Antes de morir Koroliov diseñaría el enorme cohete N1 con la intención de llegar a la luna. Pero no se desarrolló este proyecto. La era de estancamiento de los años 60, 70 y 80, paraliza los proyectos. En 1974 la URSS cancelaría sus proyectos de alunizaje, por carecer de tecnología y ser incosteables y se dirigirían al diseño del transbordador BURAN y cohete ENERGIA, estrenados en 1988 antes del colapso sovietico.

Algunos consideran que la paralización del programa espacial soviético en cuanto a ir a la luna se debió al jefe de gobierno Leonidas Brezhnev, que para algunos fue el secretario general que destruyó no solamente la ventaja de la tecnología espacial soviética, el campo agrícola soviético y las condiciones laborales, sino que también abrió el camino a la perestroika a Gorvachov y a la terminación de una ideología y desintegración de la URSS.

Pero para la historia del proletariado quedan las hazañas de la URSS, de Sergei P. Koroliov, y de aquella pléyade de grandes ingenieros que desarrollaron la carrera espacial, en unas condiciones de trabajo en equipo y dedicación absoluta, al bienestar de los trabajadores. Múltiples avances científicos son copiados por Occidente, quienes sacaron beneficio de los logros soviéticos.

Así Koroliov, su dedicación fue ámpliamente reconocida por el pueblo. Recibió dos veces la condecoración de Héroe del Trabajo Socialista en 1956 y 1961. También fue ganador del Premio Lenin en 1957 y le impusieron la Orden de Lenin en tres ocasiones. En 1958 fue elegido para la Academia Rusa de las Ciencias.

Una calle fue dedicada en 1966, actualmente se denomina Ulitsa Akademika Koroliova (Calle del académico Koroliov). Un museo hogar conmemorativo se inauguró en 1975 en la casa donde vivió desde 1959 hasta 1966. Un cráter lunar fue nombrado como Koroliov, en la cara oscura de la Luna, y otro en Marte. El asteroide 1855 Koroliov es también así denominado en su honor.

Estos logros han sido,sin lugar a dudas, una de las mayores hazañas del pueblo soviético, y que solamente fueron posibles gracias a la sociedad por ellos mismos desarrollada, el socialismo.