23 de mayo de 2016

Revolución es matar canallas con un cañón de futuro

Por Miguel Oliveros



"Sólo existe un sentimiento mayor que el amor hacia la libertad, que es el odio a quien te la quita"


22 de mayo de 2016

La Planificación Soviética

Por la Asociación Jaime Lago.

Exponemos una conferencia de Henri Houben sobre la Planificación Soviética.

Con palabras sencillas se expone como fue la planificación soviética, si fue un fracaso o un acierto económico. Si abrió o no, puertas a una nueva visión de desarrollo de la Humanidad en el futuro. Y si podría ser una alternativa real, a las sociedades posteriores de las crisis económicas capitalistas.

También desarrolla soluciones colectivas, de la mayoría de la población en los diferentes países del mundo.


20 de mayo de 2016

Venezuela, imperialismo y Pepe Mujica

Por Borroka garaia da!
 
Desde hace tiempo en Venezuela se vive una situación difícil. Venezuela ha sido sin ninguna duda el país de entre los llamados “gobiernos progresistas” que más daño ha hecho al imperialismo y sus intereses en América del sur y al mismo tiempo el que más avances sociales ha propiciado. Otra cosa sería si verdaderamente se ha logrado desplegar en condiciones el poder popular y la comuna en transición hacia un modelo socialista dado que hoy por hoy el capitalismo sigue en ese país.
 
unnamed

 
En cualquier caso, de la misma manera que pervive el poder de la burguesía debido a la pervivencia del capitalismo, ésta no se ha quedado quieta en los intentos de involución y en estos momentos se vive una situación crítica unido a que lo antes comentado es algo que nunca se lo iba a perdonar “el vecino del norte” y tampoco sus lamebotas del otro lado del charco de la unión europea.
 
Para estas involuciones a veces no bastan con los errores ni las propias contradicciones internas que generan los procesos, ni tampoco con las guerras de cuarta generación que alegremente lanza el imperio de punta a punta del globo según sus intereses. También está “la izquierda colaboracionista” para echar una mano cuando las cosas se ponen feas.

En medio de un ataque global y multilateral del imperio, mediático, económico, diplomático y financiero, que no tiene ningún problema en proclamar amnistías injustas, cuando las justas son negadas a pueblos que luchan por su libertad, que no tienen ningún empacho en apoyar el sabotaje guarimbero y la “lucha callejera” siempre y cuando la practique la derecha, sea en Ucrania o Venezuela; En medio de una injerencia que no se mueve demasiado lejos de baremos de intervención bélica, no se le ha ocurrido otra cosa al lider espiritual de “cierta izquierda”, Pepe Mujica, que llamar “loco como una cabra” al presidente de Venezuela ante las críticas hacia su compañero de partido del Frente Amplio, hoy presidente de la OEA , Luis Almagro, que está intentando hacerle el trabajo a estados unidos y a los grupos opositores desde su mandato como así lo ha denunciado la propia ALBA.

La figura del ex presidente Pepe Mujica tiene mucha credibilidad en la izquierda. Un presidente del Frente Amplio que durante su mandato vivía en la austeridad y siempre es agradable escuchar sus discursos humanistas los cuales están muy bien para ponerlos en los 140 caracteres del twitter.

Lo que pasa que era un presidente que también tiene mucha credibilidad para el capital y la derecha. Es lo que tiene tener un cultura de izquierda y llevar a la práctica una política neoliberal.

Pepe Mujica es la mejor carta de presentación para el poder económico, y de la posibilidad y supuesto éxito de un capitalismo de izquierda amable que no busque acabar con el capitalismo. Ya que gracias a Pepe, el problema no es el capitalismo, sino las personas. Si los gobernantes son humildes, majos y austeros el capitalismo funciona si son “locos como una cabra” nada funciona. Mas o menos lo que nos ha contado siempre la socialdemocracia. Pero el caso es que es una farsa y no ha tardado ni medio segundo la caverna internacional del imperialismo y gracias a la “credibilidad de izquierda” que tiene Pepe Mujica en usar sus palabras para cerrar un poco más la soga que pende del pueblo venezolano desde la horca imperial.

Lo que pasa es que a la izquierda, sobre todo a la que está más lejos en Europa, se nos puede engañar cuando no tenemos periodistas con valor que hagan preguntas “incómodas” al querido Pepe.

Ningún periodista europeo por muy de izquierda que diga ser, se ha atrevido a preguntarle porqué ocultó a su pueblo e incluso a su partido que estaba negociando el TISA (primo hermano del TTIP) a sus espaldas. Tampoco ninguno le ha pedido que desarrolle sus valoraciones sobre los sindicatos de la educación: “Hay que juntarse y hacer mierda a esos gremios”. Pese a fijarse en sus “gracias de pobre” ninguna pregunta ha habido sobre la ley minera que aprobó que contaba con una enorme oposición popular, sobre el programa del extractivismo y destrucción de la madre tierra al que nunca ha renunciado y tantas y otras cosas. Y ya, si a parte de ser europeo, es vasco, ninguno le ha preguntado por Fernando Morroni y Roberto Facal. Son ya más de dos décadas de impunidad desde la masacre del Filtro.

Ahora Mujica llama loco al presidente de Venezuela, será que él es muy cuerdo, de la cuerda de los que miran a otro lado ante los operadores políticos de los capitales transnacionales, los mismos que se quieren llevar por delante el chavismo y usan de portavoz a Luis Almagro, presidente de la OEA y compañero de partido en el Frente amplio uruguayo.

Fuente:
Resumen Latinoamericano

Vietnam: el país que soñó Ho Chi Minh

Por Iramsy Peraza Forte


La tierra que soñó el Tío Ho se distingue hoy, en el aniversario 126 de su natalicio, por su vertiginoso ascenso y capacidad de transformación. Foto: Osvaldo Salas
Hace 43 años, cuando se produjo la retirada completa de las tropas de Estados Unidos, Vietnam era un país donde más de 25 millones de personas vivían en la miseria.

Las imágenes y noticias que llegan desde Vietnam, confirman que esa nación es hoy muy diferente y que el sueño de Ho Chi Minh de construir un país diez veces más hermoso ya se hizo realidad.

Gracias a la aplicación de la política de Renovación (Doi Moi), el porcentaje de la población que vivía bajo el umbral de pobreza pasó de un 58 % a un 14,5 % y Vietnam logró un ritmo de crecimiento que lo coloca en el club de los países emergentes.

La tierra que soñó el Tío Ho resalta hoy, en el aniversario 126 de su natalicio, como ejemplo para todos los revolucionarios del mundo y se distingue por su vertiginoso ascenso y capacidad de transformación en un corto periodo de tiempo.

Treinta años después la mayoría de las metas de entonces se han cumplido y el modelo de los vietnamitas, de referencia mundial, busca ahora nuevos impulsos.
Durante la celebración del XIIº Congreso del Partido Comunista de Vietnam (PCV), se esbozaron los nuevos objetivos que el desarrollo socioeconómico de la nación impone y se reafirmó la industrialización del país como una las grandes ta­reas para los próximos años.

Según han declarado, los vietnamitas se sienten orgullosos de haber cumplido el deseo de su máximo guía, y ahora se proponen  construir un país 50 o 100 veces más hermoso y próspero.

Cuando Ho Chi Minh nació, el 19 de mayo de 1890 en la provincia de Nghe An, Vietnam llevaba 30 años bajo la ocupación francesa. El yugo colonialista al que estaba so­metido el pueblo se contraponía con los deseos de independencia y libertad de un joven que muy pronto tomó conciencia del cambio que deseaba para el futuro de su tierra.

Para esa nación, de 93 millones de habitantes, convertirse en un país industrializado constituye una de las prioridades de esta nueva etapa del desarrollo.

La política económica di­señada por sus autoridades y aprobada en el XIIº congreso partidista, proyecta las rutas por las que navegarán en los siguientes años.

Debido a la obra de renovación, que logró estabilizar el ritmo de crecimiento de su economía alrededor del 7 %, Vietnam pasó de ser una nación pobre a una de in­greso medio.

Para lograr el propósito de la industrialización, marcado para el 2035, la nación del sudeste asiático deberá registrar, como mínimo, un ritmo de crecimiento similar o superior al alcanzado en años recientes.

Renovar la estructura económica, lo que implica el uso de los recursos de manera más eficiente; elevar la productividad y fortalecer la es­tabilidad macroeconómica, así co­mo desarrollar los recursos hu­ma­nos para mejorar la competitividad en un mundo permeado por la tecnología son, a primera vista, al­gu­nos de los retos esenciales planteados por los vietnamitas para consolidar su progreso.

Más allá del avance financiero, a lo largo de la historia, el empeño por resolver los problemas sociales ha sido parte del proceso de renovación de Vietnam. En la actualidad los Objetivos de Desarrollo del Milenio, trazados por las Naciones Unidas, aparecen como puntos clave en su camino hacia la prosperidad.

La erradicación de la pobreza, enseñanza primaria universal, re­ducción de la mortalidad infantil y la conservación del medio ambiente, entre otros, constituyen temas esen­ciales para el gobierno, conocedor de que solo así podrá emular a los países industrializados.

El Tío Ho, a lo largo de su vida, venció a los franceses y combatió a los estadounidenses. La muerte se lo llevó antes de tiempo y no pudo ver el triunfo sobre los yanquis y la reunificación de su patria.

Consciente de que sus hijos sabrían construir el país anhelado, en su testamento solo lamentó no poder seguir acompañándolos. “Du­rante toda mi vida, he servido con todas mis fuerzas y con todo mi corazón a la Patria, a la Revolución y al Pueblo. Ahora, si debo partir de este mundo, no hay nada que sienta más que no poder servirlos más tiempo”.

De aquí al 2035, cuando se cumplan 50 años de la Renovación que cambió al país por completo, el mun­do comprobará si se cumplió o no el nuevo empeño de la nación de Ho Chi Minh. La mayoría de los expertos convidan a confiar en el éxito de un Vietnam industrializado, no solo por la buena salud de sus indicadores económicos, sino también porque la humanidad cuen­ta con sobrados ejemplos de lo que ese pueblo es capaz de hacer.

Fuente:
Resumen Latinoamericano

19 de mayo de 2016

Cuba y China crean fondo de industria biotecnológica

Por la Agencia de Noticas Xinhua

La cooperación en la industria biotecnológica entre China y Cuba ha cosechado importantes progresos con la firma de varios acuerdos entre empresas de ambos países y la creación de un fondo especial para apoyar proyectos relacionados.

El fondo, con un capital de 2 000 millones de yuanes (307 millones de dólares), se presentó días atrás en el distrito Gaoxin de Chengdu, capital de la provincia suroccidental china de Sichuan, donde la industria biotecnológica fue elegida como una de las cinco prioridades para el futuro desarrollo de la zona.

El fondo se creó en el marco del foro sobre el desarrollo de la industria biotecnológica entre China y Cu­ba celebrado en Chengdu, don­de el Grupo de las Industrias Bio­tec­no­lógica y Farmacéutica de Cuba (BioCubaFarma) firmó varios a­cuer­­dos de cooperación con el comité administrativo del distrito Gaoxin y varias empresas chinas del sector.

De acuerdo con el portal Chinanews.com, el distrito Gaoxin comenzó en marzo, junto con el de Shuangliu, la construcción de un centro internacional para la industria biotecnológica. Esta instalación contará con una superficie de 45 kilómetros cuadrados y tendrá como prioridad la cooperación chino-cubana.

Los avances fueron resultado de la buena voluntad y las ventajas complementarias entre ambas partes, señaló Li Wei, director de servicios de inversión de Gaoxin.
Según Li, Chengdu destaca por sus recursos humanos, el notable número de empresas farmacéuticas y el capital, mientras que Cuba dispone de una capacidad integral en la cadena industrial biotecnológica y farmacéutica.

El distrito Gaoxin alberga más de 900 empresas biotecnológicas, de las cuales un 32,9 % se centra en el de­sa­rrollo e investigación, y un 10 % de los cerca de 30.000 profesionales cuenta con una maestría o un doctorado.

A su vez, BioCubaFarma, creado en diciembre del 2012 en el marco de la actualización del modelo económico de Cuba, tiene su fortaleza en la integración y concepción de ciclo cerrado, cubriendo tanto el desarrollo biotecnológico como la producción de medicamentos, equipos y servicios de alta tecnología.

Mayda Mauri Pérez, encargada de la dirección política comercial, ne­gocios y colaboración internacional y quien lideró la delegación cubana en el foro, recordó que su equipo ha entregado una lista donde identificó 43 proyectos de medicamentos biotecnológicos y una decena de planes biotecnológicos agrícolas para la próxima ronda de cooperación.

Según el rotativo Chengdu Evening News, entre los nuevos terrenos de cooperación se encuentra la producción conjunta de medicamentos contra las enfermedades más comunes en ambos países, como la diabetes, la hepatitis, las enfermedades cerebrales y los problemas seniles, entre otras.

17 de mayo de 2016

Venezuela mejora condiciones de crédito con China y reduce importaciones

Por Aporrea.org

Venezuela acordó mejores condiciones para pagar y contraer nuevos financiamientos con China, al tiempo que recortará sustancialmente sus importaciones este año, buscando "oxígeno" que le permita cumplir con sus compromisos de deuda, informó el ministro de Industria y Comercio, Miguel Pérez Abad.

"Hoy la relación comercial con China y la alianza estratégica y política, están adaptadas a nuestras condiciones, lo que al país le va a dar un oxígeno muy importante para avanzar", explicó Pérez Abad, en entrevista con Reuters.

Pese a que Venezuela espera seguir recibiendo apoyo financiero de China, el también Vicepresidente de Economía Productiva dijo que se recortaron en un 60 por ciento las importaciones en lo que va de año, y aunque se mantendrán las restricciones a lo largo de 2016, el Ministro contempla una ligera recuperación en las vitales compras en la segunda mitad del ejercicio.

En la última década China ha prestado unos 50.000 millones de dólares a Venezuela a través de créditos que renueva anualmente a cambio de envíos de petróleo.

"Tenemos (...) mejores condiciones de plazo, y de montos de inversión", agregó, sin precisar cómo funcionará el nuevo esquema de financiamiento, o los volúmenes de despachos. 

Carlos Weber, actor argentino, ha realizado la obra "Marx en el Soho".

Crónica.

En Buenos Aires vuelve el sensacional éxito de “Marx en el Soho”.

Dialogo unipersonal que invita a debatir ideas con humor e ironía. Para pensar quiénes somos y quiénes queremos ser. 




La obra está dirigida por Manuel Callau y se puede ver todos los jueves en el Teatro de la Comedia, a las 21,15 hs.

María León: “La gente traiciona las revoluciones por falta de formación ideológica”

Por David Rosas.  
 
"Invitó a las y los revolucionarios a formarse en el amor a la patria y el sentido de pertenencia ya que la patria no la regaló nadie, sino fue lograda con grandes luchas y batallas".
 
La política venezolana y activista del movimiento de igualdad de género, María, León advirtió que la falta de formación ideológica y el arraigo de valores como el amor a la patria, los principios, las raíces y la igualdad de género impulsa a la gente a que traicione las revoluciones.

unnamed

Durante el conversatorio en homenaje a Olga Luzardo a 80 años de la primera huelga petrolera en Venezuela, insistió en la formación revolucionaria porque en caso de no haber fuertes principios, los mitos culturales que se han generado durante 10 mil años, se imponen a las ideas revolucionarias.


“La gente traiciona las revoluciones porque no se forma ideológicamente. Tenemos que tener conciencia étnica, hay que estudiar los principios de la patria, las clases, el género y las etnias. Debemos tener una base sólida porque estamos luchando contra 10 mil años de cultura. 10 mil años de principios retorcidos contra solo 17 años de revolución. Por eso es muy importante la formación, para que no se pierdan nuestros principios y valores”, aseguró.

Afirmó que la conciencia patria es vital porque es donde se desarrolla la conciencia básica de lo que significa Venezuela. “Porque esta patria no nos la regalaron como cree mucha gente. Esta patria se conquistó con luchas y guerras”.

En ese punto, León recordó que uno de los principales argumentos del imperio, para erradicar el concepto patrio es la eliminación de los ejércitos. “Porque son los ejércitos los que luchan por la patria. Pongamos el ejemplo de Costa Rica. Eliminaron el ejercito porque no lo necesitaban. Pero quien no lo necesitaba era el Imperio bajo el argumento de dominación, de que si alguien se mete con Costa Rica, está el padrino que son los Estados Unidos de Norteamérica”.

Recordó que en Panamá sucedió algo similar y por esa razón cuando Estado Unidos invadió la nación centroamericana, no hubo ningún tipo de fuerza que contrarrestara el ataque que le quitó la vida a cientos de panameños y panameñas en el barrio El Chorrillo.

EJEMPLO DE LUCHA DE GÉNERO

Por su parte la titular del Ministerio de la Mujer e Igualdad de Género, Gladys Requena, expresó que el acto en homenaje a Olga Luzardo es justificado ya que se trata de una mujer que trabajo por los derechos de los trabajadores y en particular, los derechos de las mujeres trabajadoras.

“En aquella huelga fue un referente histórico en la lucha de las mujeres y homenajearla es una obligación que tenemos todas porque es un ejemplo de lucha”.

Fuente:
Resumen Latinoamericano. 

16 de mayo de 2016

La República Popular Democrática de Corea se reafirma su voluntad de seguir la causa socialista y revolucionaria

Por Granma.


Miles de personas abarrotaron la plaza Kim Il Sung de la capital, para celebrar los logros del VII Congreso del PTC. Foto: AP
Esta semana concluyó en la República Popular Democrática de Corea (RPDC), el VIIº Congreso del Partido del Tra­bajo (PTC) que trazó el curso del futuro desa­rrollo y analizó las políticas estatales y económicas de la nación.

Medios de prensa de Corea Democrática explicaron que la reunión partidista finalizó con un llamado a todos los nacionales para hacer de su país, gracias al poder de la ciencia y la tecnología, referencia en el mundo entero.

La cita, celebrada en Pyongyang, terminó con la elección del líder de la RPDC, Kim Jong Un, como presidente de esa organización política.

Tras ser elegido para el cargo por delegados, miembros del Partido, oficiales, soldados del Ejército Popular y otros sectores del pueblo, Kim Jong Un dijo que se ha demostrado la voluntad del país “de llevar a cabo la causa socialista y revolucionaria de la Juche, por lo cual este encuentro quedará registrado en la historia de un Partido que ha librado una lucha prolongada y ardua”.

El objetivo de la cita partidista, señaló Kim Jong Un, radicó en la construcción de una potencia socialista enfocada hacia la reunificación independiente de la patria, consignó la agencia KCNA.

El dirigente destacó el legado de los líderes históricos Kim Il Sung y general Kim Jong Il, quienes dieron todo por la prosperidad de Corea.

“Nos esforzaremos por alcanzar la unidad mediante un sistema federal, de modo que construiremos lo más pronto posible la potencia reunificada independiente y próspera que desean todos los coreanos”, indicó según re­porte de PL.

Durante cuatro días de sesiones, el VIIº Congreso del PTC acordó trabajar más para acabar con la carrera por la posesión de armas nucleares, no usar primero armamento atómico y ponerlo en disposición combativa en caso de ataque o amenaza.

El informe final del cónclave profundiza acerca del desarrollo de las relaciones de bue­na vecindad, amistad y cooperación con quienes respeten la soberanía de la RPDC.

Según reportó la Agencia Central de No­ticias, el texto validó el esfuerzo de Pyong­yang por la desnuclearización mundial y el cumplimiento de su deber de no proliferación nuclear.

Kim Jong Un también destacó que en el periodo comprendido entre el VI Congreso y el actual, esa nación enfrentó muchos desafíos como el avance del imperialismo sobre los valores socialistas y las sanciones internacionales contra Pyongyang.

Aun así, acotó, los militantes y el pueblo se aglutinaron en torno al Partido del Trabajo para llevar adelante la causa socialista según las directrices trazadas por los líderes de la nación.

Como resultado de los debates se eligió el Secretariado del Partido de los Trabajadores de Corea. Además, dos personas más fueron elegidas para ingresar al Comité Permanente del Buró Político del PTC, lo que elevó de tres a cinco el número de miembros del comité.

En la cita estuvieron presentes miembros de la Asociación General de Coreanos Residentes en China, así como integrantes de la comunidad asentada en Japón.

Finalmente un mitin y un desfile masivos en el centro de la capital, cerraron las puertas del VIIº Congreso de PTC, que consolidó a su líder Kim Jong Un y su línea de doble desarrollo, basada en el poder nuclear y el poder del desarrollo.

15 de mayo de 2016

¿Por qué no se debe acusar a la URSS de ser aliada de Hitler?

Por Hector Marighella, publicado en RedPress.

¿Podemos decir que la URSS fue una aliada de Hitler, teniendo en cuenta los datos históricos que precedieron y sucedieron a este pacto?
 
En prácticamente todo el mundo capitalista se defiende que el Gobierno de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas firmó un pacto de no agresión con la Alemania de Hitler con el fin de forjar una alianza entre comunistas y fascistas para repartirse Europa. Este mantra repetido continuamente desde su rúbrica y amplificado tras el comienzo de la Guerra Fría no tiene otro objeto que equiparar al socialismo con el nazismo; una falacia que ha sido interiorizada por buena parte de la opinión pública occidental demostrando el éxito de los propagandistas reaccionarios —así como el fracaso de los revolucionarios—. Sin embargo, ¿qué hay de cierto en todas estas acusaciones?, ¿podemos decir que la URSS fue una aliada de Hitler teniendo en cuenta los datos históricos que precedieron y sucedieron a este pacto?

Los imperialistas vieron con terror el hecho de que la URSS pudiera resistir. Llevaban décadas de invasiones y sabotajes intentando desintegrarla.
Los imperialistas, llevaban décadas de invasiones y sabotajes intentando desintegrarla.
En primer lugar, llama la atención que se exponga con tanta profusión el pacto entre la URSS y Alemania mientras se pasa por alto la gran cantidad de tratados firmados por los nazis antes del famoso Molotov-Von Ribbentrop. He aquí una breve lista con diferentes pactos firmados por los nazis antes del Molotov-Von Ribbentrop:

1933 – Francia, Italia y Reino Unido: Pacto de las cuatro potencias.
1934 – Polonia: Pacto Hitler-Pilsudski.
1935 – Reino Unido: Acuerdo naval anglo-germano.
1936 – Japón: Pacto anti Komintern.
1938 (Septiembre) – Reino Unido: Pacto de no agresión anglo-germano.
1938 (Diciembre) – Francia: Pacto de no agresión germano-francés.
1939 (Marzo) – Rumanía: Tratado económico germano-rumano.
1939 (Marzo) – Lituania: Pacto de no agresión germano-lituano.
1939 (Mayo) – Italia: Pacto de acero.
1939 (Mayo) – Dinamarca: Pacto de no agresión germano-danés.
1939 (Junio) – Estonia: Pacto de no agresión estonio-germano.
1939 (Julio) – Letonia: Pacto de no agresión germano-letón.

Curiosamente, el imaginario colectivo diseñado por el imperialismo nos intenta hacer creer que Europa sólo paso a ser repartida cuando los comunistas decidieron firmar el pacto Molotov-Von Ribbentrop en Agosto de 1939, y no cuando las grandes potencias occidentales permitieron que los alemanes se anexionaran grandes porciones de territorio como los Sudetes, sin siquiera contar con Checoslovaquia —la gran afectada— en la mesa de negociaciones. Por supuesto, tampoco cuenta que el régimen reaccionario polaco se aprovechara de la situación creada por Alemania para anexionarse la región checoslovaca de Silesia. Una y otra vez se nos dice que los comunistas soviéticos trataban de conquistar Europa y que el pacto que firmaron para activar un programa defensivo ante el inminente ataque alemán no fue más que una alianza.
 Acuerdos de Munich, para el reparto de Checoslovaquia.
 
Se nos dice que los bolcheviques y los nazis se repartieron Polonia, pero en los documentos que integran el pacto no figura ningún protocolo relativo al reparto de territorio Polaco. A su vez, se obvia que los territorios que este país perdió en favor de la URSS son parte de lo que fue arrebatado a los soviéticos tras la invasión polaca de 1919 a 1921, por lo que suponemos que ocupar esos territorios es algo que todo Gobierno haría, si pudiera… tomando posiciones frente a la invasión alemana y posicionándose en un territorio que fue soviético; un territorio que estaba habitado por gentes de etnias bielorrusa y ucraniana, es decir, pueblos soviéticos a los que había que proteger de limpiezas étnicas. La cuestión de fondo es que no hubo ningún reparto de Polonia, ya que no se daban las condiciones legales para éste aún tras la toma de posiciones del Ejército Rojo —para protegerse de Alemania y de una posible fuerza títere de carácter banderista ucraniana— en lo que fue Polonia, y hablo en pasado porque ésta desapareció como Estado tras la invasión alemana, exiliándose su Gobierno de traidores en Rumanía (1). Asimismo, Polonia no sólo perdió territorio, ya que ganó un inmenso terreno a Alemania tras las Segunda Guerra Mundial. Polonia fue uno de los países europeos que más territorio gano durante el siglo XX, pero es un dato que los propagandistas burgueses obvian. Concretamente, Polonia perdió 178.000 kilómetros cuadrados en el este que fueron recuperados por la URSS, y ganó 101.000 kilómetros cuadrados en el norte y el oeste tras la Segunda Guerra Mundial. Asimismo, si el objetivo de los comunistas soviéticos era conquistar Polonia, ¿qué sentido tendría hacer cesiones como la de Medyka en 1948, en la que la URSS perdió terreno?

Territorios afectados por el pacto de 1951 entre Polonia y la URSS
Pacto de 1951 entre Polonia y la URSS.
Mucho más grave es que se oculte el hecho de que Stalin ofreció posicionar tropas en la frontera polaca con Alemania para frenar las aspiraciones de Hitler (1). Esta propuesta fue rechazada de plano por el Gobierno polaco, ya que lo cierto era que sus servicios secretos estaban en negociaciones con Alemania para desmembrar y destruir la Unión Soviética desde 1935. El precio a pagar por el Régimen reaccionario de Polonia era apoyar las anexiones de Hitler en Checoslovaquia (2). Peor aún es ver como los propagandistas anticomunistas silencian los planes de británicos y franceses para atacar a la URSS a traición mediante una guerra relámpago en la que primero se bombardearían los pozos petrolíferos de Bakú, algo que no pudo llevarse a cabo por la guerra comenzada poco antes por Alemania (3). La cuestión es demonizar a la Unión Soviética obviando sistemáticamente la complicidad de las grandes potencias occidentales con la Alemania nazi, y como los servicios secretos del Imperio Británico y Francia actuaban coordinados con el alto mando nazi.
Los británicos y los franceses planearon una operación para atacar a la Unión Soviética por sorpresa. Esta operación fue denominada Operación Pike.
Los británicos y los franceses planearon una operación para atacar a la Unión Soviética por sorpresa. Esta operación fue denominada Operación Pike.
Asimismo, cabe destacar el papel de las críticas de determinados sectores del Movimiento Obrero —si es que se puede denominar así a trotskistas y demás oportunistas— que acusan a la URSS de ejercer un papel imperial como invasora, cuando lo cierto es que llevó el socialismo a aquellos territorios en los que se instalaba. Algo muy diferente del papel de rapiña ejercido por los fascistas, que no hicieron otra cosa que saquear los territorios invadidos para potenciar su industria y los bolsillos de su burguesía monopolista. No olvidemos que aquellos países que señalaban a la URSS como un elemento invasor eran imperios coloniales en los que se ejercía el mayor de los expolios posibles. Estamos hablando de contradicciones básicas entre la forma de explotación que llevaron los nazis allá donde fueron y la instauración del socialismo y el poder popular allá por donde pasaba el Ejército Rojo, de ahí que la principal misión de la URSS fuera evitar intervenir en una guerra imperialista como la que dividió al Movimiento Obrero durante la Primera Guerra Mundial.

Personajes de tipo tipo, incluyendo a políticos anticomunistas como el Primer Ministro checo Milos Zeman, han reconocido abiertamente el papel de la URSS en la liberación de Europa del yugo nazi-fascista.
Como es habitual, las mentiras sobre la Unión Soviética son expuestas como axiomas incontestables que, en realidad, son patrañas anticomunistas creadas por los órganos de propaganda al servicio de la peor escoria humana. Los propagandistas de imperios coloniales como el británico y el francés, en los que se daban condiciones de esclavitud en la sombra, nos quieren hacer creer que una Unión Soviética rodeada de enemigos no tenía derecho a pactar con los nazis con el fin de tener el tiempo suficiente para defenderse de estos. Las acusaciones contra la URSS son pues, una artimaña dentro de la batalla ideológica entre la reacción burguesa y el proletariado organizado. La historia demostró que la firma del pacto Molotov-Von Ribbentrop sirvió para que la URSS tuviera la posibilidad de proteger su retaguardia del Imperio de Japón, derrotándolo en Jaljin Gol y permitiendo la seguridad del oriente soviético mientras se preparaba la defensa ante Alemania. Asimismo, el papel del régimen nazi de Mannerheim en Finlandia demostró que, pese al desastroso desarrollo de la Guerra de Invierno, era necesaria una zona de seguridad que protegiera la frontera soviético-finlandesa.

(1) https://msuweb.montclair.edu/~furrg/research/mlg09/did_ussr_invade_poland.html
(2) http://www.telegraph.co.uk/news/worldnews/europe/russia/3223834/Stalin-planned-to-send-a-million-troops-to-stop-Hitler-if-Britain-and-France-agreed-pact.html
(3) http://vid-1.rian.ru/ig/poland-2009.pdf
(4) http://amistadhispanosovietica.blogspot.com.es/2012/09/un-desconocido-plan-para-destruir-la.html

13 de mayo de 2016

41º Aniversario del Triunfo del Pueblo de Vietnam sobre las tropas imperialistas



Por Alejandro Torres Rivera

Coat of arms of Vietnam.svg
 
Nos dice el general Vo Nguyen Giap, en su libro Armar las masas revolucionarias, Construir el Ejército Popular (1972), lo siguiente:

“A diferencia de muchos países occidentales, cuya formación está ligada a la desintegración del régimen feudal y la aparición del capitalismo, nuestra nación se formó y desarrolló a partir de antiguas luchas contra las agresiones y la dominación de los señores feudales extranjeros. Fueron muchas las sublevaciones nacionales y las guerras nacionales que estallaron sucesivamente en el transcurso de muchos siglos de nuestra historia.

Vietnam es una de la cunas de la humanidad. Desde que los reyes Hung fundaron el país de Van Lang, y a través de milenios anteriores a la era cristiana, las tribus pertenecientes al grupo étnico viet, en su lucha para sobrevivir y desarrollarse, fueron creando factores bastante sólidos que determinarían la constitución de la nación: vivieron generación tras generación en un mismo territorio, empleaban una lengua propia, crearon una economía y un régimen político-social que alcanzaron cierto grado de desarrollo, edificaron una cultura y una tradición moral que les eran propias. Todo esto hizo que en nuestro pueblo surgieran muy pronto, con una vitalidad muy fuerte, los sentimientos nacionales, el espíritu de soberanía...”

Desde entonces, la historia de este pueblo del sudeste de Asia, ha sido por siglos la historia de un pueblo en lucha por su independencia y liberación nacional.

El 2 de julio de 1976 fue reunificado Vietnam bajo el nombre de la República Socialista de Vietnam (Công Hoa Xa Hoi Chu Nghia Viêt Nam). Previamente, el 2 de septiembre de 1945 el pueblo vietnamita había proclamado su independencia de Francia, de la cual fue colonia desde el Siglo XIX. Durante la Segunda Guerra Mundial, Japón ocupó Vietnam, aunque respetó el dominio francés sobre el territorio por ser el gobierno del Mariscal Vichy, el gobierno colaboracionista instaurado en Francia como aliado fascista de Alemania, Italia y Japón. A la caída del gobierno de Vichy en Francia, producto de la liberación del país por parte de las fuerzas aliadas en 1944, Japón asume el control del territorio hasta el fin de la Guerra en 1945 cuando se rinde a las fuerzas aliadas en el Océano Pacífico.


Tras el triunfo de las fuerzas aliadas en la Segunda Guerra Mundial, Francia intenta retomar el control de Vietnam desatándose bajo la dirección de las fuerzas guerrilleras dirigidas por el Partido del Trabajo, la guerra de independencia. No fue sino hasta la batalla de Bien Diem Phu en 1954, cuando al mando del general Vo Nguyen Giap, combatientes vietnamitas derrotan las tropas francesas. Expulsados los franceses resultado de los Acuerdos de Ginebra, el país se dividió, como había ocurrido antes en Corea, en dos Estados: la República Democrática de Vietnam (conocida también en occidente como Vietnam del Norte) y Vietnam del Sur.

Luego de la retirada de las tropas francesas, Estados Unidos comenzó su intervención gradual en Vietnam del Sur, a través del envío de asesores militares provenientes de sus Fuerzas Especiales, principalmente de Boinas Verdes. Este estamento militar fue formado durante la Administración del Presidente Kennedy. A través de éstos, Estados Unidos se dio a la tarea de preparar militarmente cuadros y mandos militares en el ejército de Vietnam del Sur. El propósito de esta estrategia fue enfrentar la lucha encabezada por el Frente de Liberación Nacional de Vietnam del Sur, el cual contaba con el apoyo logístico de tropas regulares de la República Democrática de Vietnam y de países como la República Popular China y la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas.

No obstante lo anterior, el involucramiento de lleno de Estados Unidos en la guerra surgiría como resultado del llamado incidente del Golfo de Tonkín, ocurrido el 2 de agosto de 1964. De acuerdo con la versión oficial de Estados Unidos, se alegó que encontrándose un destructor estadounidense recopilando información de inteligencia en aguas internacionales, fue atacado por lanchas torpederas provenientes de la República Democrática de Vietnam. De acuerdo con la versión vietnamita, que eventualmente se consideró como la correcta, el destructor de la Marina de Guerra de Estados Unidos se encontraba en aguas territoriales de Vietnam. Ese día una de las torpederas vietnamitas fue destruida por fuego proveniente del destructor estadounidense. Más adelante, sumándose otro buque de la armada estadounidense, el día 4 de agosto se produjo otro incidente naval. En él dos torpederas vietnamitas fueron hundidas por los buques de Estados Unidos. Este segundo incidente dio base a que el día 5 de agosto, el presidente Lyndon B. Johnson, ordenara un amplio ataque aéreo y naval contra la República Democrática de Vietnam. El saldo del ataque fue de 8 barcos vietnamitas destruidos, otras 21 embarcaciones resultaron averiadas, destruyéndose, además, las facilidades petroleras en Hon Gai. Por su parte Estados Unidos sufrió, como resultado del fuego antiaéreo, la pérdida de 2 aviones de combate.

La nueva realidad que enfrentó Estados Unidos en Vietnam fue pasar del envío de asesores militares a un fuerte involucramiento gradual en un conflicto que se extendió por casi dos décadas y llevó a la presencia de más de medio millón de tropas de combate en dicho país, hasta los Acuerdos de Paz negociados en París. Mediante éstos se puso fin a la guerra. Cuando este evento ocurre en marzo de 1973, aproximadamente 58 mil estadounidenses habían perdido su vida; 153 mil habían sido heridos; y cerca de 2 mil figuraban como desaparecidos. En el caso de la República Democrática de Vietnam, cerca de 4.1 millones de personas figuraban como muertos, heridos o desaparecidos. Otros países que participaron del conflicto apoyando la intervención de Estados Unidos, como Tailandia, República Khemer, Laos, Australia, Corea del Sur, Filipinas, Nueva Zelanda, la República Nacionalista de China y Vietnam del Sur, también sufrieron bajas. 

Tras la salida de Estados Unidos de la guerra, la lucha entre el Frente de Liberación Nacional de Vietnam (conocido también por Estados Unidos como el Vietcong) y el gobierno de Vietnam del Sur continuó. Para entonces, el Frente de Liberación Nacional de Vietnam había incorporado a la lucha decenas de miles de combatientes adicionales, pertrechados con el armamento abandonado por Estados Unidos tras su salida apresurada del país, lo que reforzó su capacidad logística para derrotar al gobierno de Vietnam del Sur. Tomaría aún largos y cruentos meses para el triunfo definitivo en la guerra de liberación nacional, el cual no llegó sino hasta los días 29 y 30 de abril de 1976 con la caída definitiva de Saigón (hoy Ciudad Ho Chi Minh), capital de la antigua república de Vietnam del Sur.

En los pasados días fuimos testigos a través de las imágenes transmitidas mundialmente, de la conmemoración del 41 Aniversario del fin de la Guerra de Vietnam. En el desfile cívico-militar llevado a cabo, miles de vietnamitas, entre los cuales se encontraban jóvenes que no vivieron los horrores de esta guerra, pero también miles de ex combatientes de las fuerzas regulares de la entonces República Democrática de Vietnam y del Frente de Liberación Nacional de Vietnam del Sur, unificados hoy en la República Socialista de Vietnam, rindieron homenaje no solo a la consolidación de su independencia, sino también a aquellos hombres y mujeres caídos en el esfuerzo por conquistar la misma para generaciones futuras.

La República Socialista de Vietnam, como se denomina hoy el país ya unificado, es un Estado con una superficie territorial de 331,688 Kms. cuadrados. Formó parte de lo que en el período colonial con Francia era conocido como Indochina, península a su vez compartida con Laos y Camboya, hoy Kampuchea. En su frontera oeste, colinda con sus vecinos Laos y Camboya, al norte con la República Popular China y al este y sur con el Golfo de Tonkín y el Mar del Sur de China. Vietnam cuenta con una población que sobrepasa los 92 millones de habitantes. La mayoría de los vietnamitas no vivieron el período de la guerra. Su edad promedio es de 54 años (87%), en un contexto en el cual la media de edad oscila alrededor de 29 años.

Entre las secuelas que dejó la guerra, además del alto costo en pérdidas de vidas humanas, en la porción norte de su territorio fueron destruidos, entre otros, el 70% de su infraestructura, miles de escuelas, 15 centros universitarios y 10 hospitales. Mediante el uso del Agente Naranja lanzado por aviones estadounidenses para desfoliar sus arboledas, bosques y su territorio, miles de sus ciudadanos perecieron o sufrieron las consecuencias de exposición química al mismo; así como miles más aún hoy sufren las consecuencias en su salud de los efectos causados por el Agente Naranja. La guerra también provocó internamente un grave problema de refugiados que alcanzó millones de personas las cuales fueron desplazadas de su medio natural en aldeas y ciudades. Los daños económicos en este país subdesarrollado fueron estimados en cientos de miles de millones de dólares.

Bvietnam.jpg

Durante años, la Guerra de Vietnam representó un espectro dual: de un lado, se convirtió en referente común para toda una generación de jóvenes, que movilizados en contra de la guerra, representaron el surgimiento de un amplio movimiento antibélico, por la paz y la solidaridad de los pueblos. De otro lado, la Guerra de Vietnam representó también la radicalización política e ideológica de millones de jóvenes a escala global que se sumaron en luchas a lo largo del mundo en contra del imperialismo estadounidense y en la lucha por el socialismo en sus respectivos países.

En el caso particular de Puerto Rico, la resistencia al Servicio Militar Obligatorio, la negativa de cientos de jóvenes a participar como soldados en la guerra contra el pueblo vietnamita y el fortalecimiento del sentimiento anti imperialista, forjó el espíritu de lucha de quienes afirmaban el derecho de nuestro pueblo a su libre determinación e independencia. La lucha del pueblo vietnamita fue fuente de inspiración para el desarrollo de nuestra resistencia como pueblo.

Poco más de cuatro décadas han transcurrido desde aquellas escenas que observáramos por televisión en 1975, mientras antiguos adeptos al régimen fascista en Vietnam del Sur irrumpían en el patio de la Embajada de Estados Unidos en Saigón. Allí procuraban ser llevados fuera del país por sus antiguos amos, los militares estadounidenses. Escenas como aquellas en la cual se agrupaban los últimos en procurar salir del país desde la azotea del edificio mientras los tanques vietnamitas irrumpían en los alrededores de lo que había sido hasta entonces la fortaleza del poder militar estadounidense en el país, son aún difíciles de olvidar.

Fue la fortaleza del pueblo vietnamita y su voluntad de luchar por su independencia y soberanía a cualquier precio, el combustible con el cual se movió la rueda del coloniaje y del capitalismo imperial en Vietnam hacia la construcción, tras la reunificación total del país, de lo que es hoy un socialismo con característica propias.

De la misma forma que Vietnam resistió y luchó contra la intervención extranjera en su territorio a lo largo de la lucha contra los japoneses, franceses y estadounidenses, Vietnam también fue solidario con otros pueblos, como cuando dio el paso al frente en 1978 para apoyar la lucha del pueblo camboyano para lograr la expulsión del régimen impuesto en dicho país por los Kremeres Rojos. Esa misma firmeza de propósitos la vimos cuando sus milicias irregulares repelieron un ataque por parte del Ejército Popular de China en su frontera norte. En la zona aún se mantiene una disputa territorial por la soberanía de las Islas Paracel y Spratly localizadas en el Mar de China Meridional

En el año 1986, bajo la dirección del Partido Comunista de Vietnam (antes Partido del Trabajo), el país inició cambios y ajustes en su modelo económico dirigidos a alcanzar un más rápido crecimiento en su economía, en su producción agraria e industrial. Para ello, el Partido Comunista introdujo ciertas medidas de corte capitalista denominadas ¨Doi Moi¨ (Renovación), las cuales se asemejan a los cambios también operados en la economía de la República Popular China tras el regreso a la conducción del Partido y el Estado de Deng Ziao Ping, que incluyeron modelos de desarrollo en propiedad privada en el campo y las ciudades. A pesar de las reformas introducidas, el carácter socialista de su economía sigue siendo una esencialmente planificada, con ajustes a planes de desarrollo aprobados por el Partido y el Estado; y no una economía en la cual las leyes de desarrollo económico dependan de la oferta y la demanda.

Hace ya varias décadas, cuando conmemoramos el fin de la Guerra de Vietnam, quienes entonces éramos estudiantes universitarios. elevamos a nivel de consigna ¨¡Si Vietnam venció, Puerto Rico también vencerá!¨. Muchas cosas han ocurrido desde entonces. La colonia, entonces sólo denunciada por sectores políticos favorecedores de la independencia, es hoy desnudada por la mayoría de los puertorriqueños y puertorriqueñas. De esta manera, el rechazo a las relaciones coloniales y territoriales entre Puerto Rico y Estados Unidos se torna, no en un llamado a la acción futura, sino en una necesidad imperiosa del presente.

Ante la quiebra de la colonia y ante la amenaza de implantación de una Junta de Control Fiscal por parte de Estados Unidos sobre Puerto Rico, se impone la urgencia de sumar los esfuerzos de todo nuestro pueblo a favor de la descolonización. En ello, el ejemplo de la persistencia del pueblo vietnamita por su independencia nacional y su soberanía será siempre un referente a seguir. 

¡Gloria al pueblo vietnamita y al su ejemplo legado para generaciones futuras!